Jueves, 29 de mayo de 2008



El cardenal Martini pide la reforma de la Iglesia católica y elogia a Lutero

 


La idea del cardenal Carlo Maria Martín, uno de los grandes eclesiásticos contemporáneos, es que la Iglesia Católica debe tener el valor de reformarse. El influyente cardenal elogia a Lutero, defiende el debate sobre el celibato y la ordenación de mujeres y reclama una apertura del Vaticano en materia de sexo.

Con elogios al reformador protestante Martín Lutero, el cardenal le pide a la Iglesia católica la posibilidad de ordenar a “viri probati” (hombres casados, pero de probada fe), y a mujeres. También reclama una encíclica que termine con las prohibiciones de la Humanae Vitae, emitida por Pablo VI en 1968 con severas censuras en materia de sexo.

Además del elogio a Lutero, el cardenal Martini desvela sus dudas de fe, recordando las que tuvo Teresa de Calcuta.

El cardenal Martini ha sido rector de la Universidad Gregoriana de Roma, arzobispo de la mayor diócesis del mundo (Milán) y papable. Es jesuita, publica libros, escribe en los periódicos y debate con intelectuales. En 1999 pidió ante el Sínodo de Obispos Europeos la convocatoria de un nuevo concilio para concluir las reformas aparcadas por el Vaticano II, celebrado en Roma entre 1962 y 1965.

LAS REFORMAS
Martini reclama a las autoridades del Vaticano coraje para reformarse y cambios concretos, por ejemplo, en las políticas del sexo. Martini sostiene que el celibato debe ser una vocación. Espera, además, la autorización del preservativo. Y ni siquiera le asusta un debate sobre el sacerdocio negado a las mujeres. Le recuerda al Vaticano que en el Nuevo Testamento había diaconisas.

Sobre la homosexualidad, el cardenal dice con sutileza: "Entre mis conocidos hay parejas homosexuales, hombres muy estimados y sociales. Nunca se me ha pedido, ni se me habría ocurrido, condenarlos". El cardenal pide una "nueva mirada" al asunto, cuarenta años después del concilio.

Son varios los periódicos europeos que ya se han hecho eco de la publicación de estos "Coloquios nocturnos en Jerusalén", subrayando la exhortación del cardenal a no alejarse del Concilio Vaticano II y a no tener miedo de "confrontarse con los jóvenes".

NUNCA MÁS EL ´ERROR GALILEO´
El cardenal Martini se empeñó siempre en establecer un terreno de discusión común entre laicos y católicos, afrontando también aquellos puntos en los que no hay consenso posible. El cardenal, ya jubilado, pone sobre la mesa puntos de vista sorprendentes como el control de la natalidad y los preservativos.

En el trasfondo de sus manifestaciones de ahora, surge el debate interminable del enfrentamiento de la Iglesia de Roma con la ciencia y el pensamiento modernos. Lo que buscan todos estos pensadores católicos es espantar cualquier riesgo de cometer otra vez el error Galileo. Es otra de las exigencias del cardenal.

Fuente: El Pais. Redacción: ACPress.net


Tags: lutero, protestantes, católicos

Comentarios
Publicado por Salvador
Domingo, 25 de octubre de 2009 | 19:04
La ?poca del anti-Papa o Papa Negro es una realidad, la uni?n de la iglesia con los Anglicanos y pronto con otras sectas, muestra que el reinado anunciado de las tinieblas al interior de la Sede Romana es un hecho.
El ?ltimo Papa fue Juan Pablo II